Bobos y todo

lunes, 22 de marzo de 2010

Me gustaría morirme.

¿Por qué me alegra que S me haya perdonado? De todos modos sigue sin saber si quiere estar conmigo.

Me dice cosas como: "Primero que nada, somos amigos", y mi corazón quiere salir corriendo a esconderse.

¿Para qué hacer todo esto? ¿Para qué enviar flores y dulces? ¿Si al final del día me dan ganas de morirme? Esto no está bien, no puede estar nada bien. Siento que no valgo nada, no solo para ella, sino para todos.

Ojala me muriera, ojala me atropellara un carro ahorita mismo, o que me aplaste un pedazo de techo. No digo esto porque ya no quiera vivir, solo ya no quiero sufrir.

"Que no te vendan amor sin espinas"

¡El único amor que tengo es el mío!

Quisiera morirme ¿A qué juega S conmigo? Ya no quiero nada

Toma tu tiempo, toma tu espacio. Es más, se lo voy a decir ¿Para qué madres se lo digo de frente? Se lo voy a decir por teléfono "Ya, tomate el tiempo que necesites, no interferiré más" ¿Para qué decirlo de frente? ¿Para no ser un canalla? A la mierda, quiero pensar en mi, en mi, saber de mí, ser de mí, quererme a mí, y... Sucumbir lentamente a todo, morir.

¿De qué sirve? ¿De qué sirve? ¡Si cada vez que le digo algo "romántico" siente que la estoy presionando! ¡¿Por qué me besaste?! Si no puedes tomar responsabilidad ¡¿Por qué me besaste?! Si ya sabias que solo soy un niño, no debiste hacerlo. No quiero, ya no quiero nada, solo quiero brillar por mi mismo ¡Ser más fuerte! ¡Más capaz! ¡Que deje de doler cada vez! ¡QUE DEJE YO DE FRACASAR!

1 Comment:

Espérame en Siberia said...

Caray, yo había entendido que todo iba viento en popa y hasta que ya andaban. Pero qué complicada es la susodicha.
Y sí, si estás sintiendo todo lo que escribes cada vez que te confundes, es más que obvio que las cosas no van bien, ZuGab.
Nunca es tarde para cambiar de camino.

Te mando mis mejores vibras, ¡y nada de morirse! Sé valiente.


Muchos abrazos.